Consigue tu Coach

Alimentos que combaten la fatiga

BlueberryMusli

¡Despierta de una vez!

Lo que comes influye en el funcionamiento del cerebro. La comida no solo alimenta al cuerpo, sino que la mente también necesita algunos nutrientes para estar centrada y en alerta. Así que, si últimamente te sientes cansado, te echas una siesta después de comer o te bebes una taza de café solo para seguir despierto, es hora de dejar de echar la culpa al clima o a la posible falta de sueño. En su lugar, céntrate en tus hábitos alimenticios y aumenta la eficacia de tu combustible con estos 8 alimentos energizantes:

Aguacate

En Freeletics, nos encanta el aguacate. Además de estar delicioso y ser versátil, es un ingrediente clave en muchas recetas de Freeletics Nutrition – desde la receta de pudin de chocolate con aguacate hasta el fácil ceviche de aguacate – el aguacate es extremadamente energizante. Puede que esté cargado de calorías, pero tiene un alto contenido de grasas saludables, incluidos los ácidos grasos omega 3 y omega 6, combate el colesterol malo, aumenta el flujo sanguíneo al cerebro y ayuda al cuerpo a absorber otros nutrientes. Además, el aguacate proporciona más proteínas que la mayoría de las frutas. Como necesitamos hidratos de carbono, grasa y proteínas para obtener energía duradera, esta combinación de nutrientes hace del aguacate una auténtica bomba energética.

Manzanas

¿Has oído alguna vez que comer una manzana por la mañana resulta más eficaz que beberse una taza de café? Independientemente de que este rumor sea cierto o no, no podemos negar que las manzanas son un snack asombrosamente energizante. Lo que las hace más eficaces que tu café habitual, es que las manzanas aportan calorías – la principal fuente de energía del cuerpo y el cerebro. Las manzanas también tienen un alto contenido en fructosa, el azúcar predominante en la fruta. Aunque comer una manzana por la mañana no te aporte ese chute de energía al que te tiene acostumbrado el café, la fructosa, como fuente de energía preferida por el cuerpo, te proporcionará un suministro constante de energía durante más tiempo, lo que también frenará las ansias de comer que puedas sentir después.

Granos germinados

¿Germi qué? ¿Nunca lo habías oído? Entonces empecemos con algo que ya conozcas: los cereales integrales. A diferencia de los azúcares simples, los cereales integrales – por ejemplo, el arroz integral, la avena, el trigo sarraceno, etc. – son una forma de hidratos de carbono que tu cuerpo descompone lentamente y convierte en energía, proporcionando así una fuente constante de energía en lugar de un subidón seguido de un bajón que te deja somnoliento y cansado. Sí, los cereales integrales son increíbles, e incluso hay estudios que sugieren que los granos germinados son todavía mejor. Los granos germinados son cereales integrales que se han puesto en agua y después se han dejado germinar. Se dice que el proceso – algo demasiado científico para explicarlo aquí sin entrar en muchos detalles – ayuda al organismo a absorber los nutrientes que quiere y necesita, como las vitaminas B, vitamina C y el ácido fólico.

Nueces de macadamia

Las nueces de macadamia – y la mayoría de los frutos secos y semillas – son un snack excelente para combatir la fatiga y el hambre. Un puñado pequeño de nueces contiene unas 160-200 calorías, por lo que estas nueces son una fuente de energía concentrada que además, contienen todos los macronutrientes principales, como proteínas, hidratos de carbono, grasas buenas, etc. Pero no te olvides: aunque las nueces sean buenas para ti, también son una bomba calórica, por lo tanto, deben consumirse con moderación. Todo lo que necesitas es un puñado para sentir sus efectos energizantes.

Arándanos

Como si no necesitáramos otra razón para comer más arándanos, resulta que esta fruta no solo está riquísima, sino que también es muy energizante e incluso favorece la función cerebral. Así es, los arándanos son una gran fuente de manganeso, un elemento químico que se encuentra a menudo en los minerales combinado con el hierro, que desempeña un papel importante en la asistencia de ciertas actividades metabólicas en el cuerpo, como la conversión de los hidratos de carbono y las grasas en energía. Los estudios realizados en ratas y en personas mayores también han demostrado que los arándanos ayudan a prevenir la pérdida de memoria y el deterioro cognitivo. Mantente despierto y en alerta – ¡come arándanos!

Matcha

No se trata de otra tendencia moderna, el té matcha es el nuevo superalimento energizante en el mercado. Mientras que una taza de té verde aporta solo algunos beneficios nutricionales, el té matcha se obtiene de las hojas de té enteras que se han molido y convertido en un fino polvo verde, conteniendo así todos los poderosos minerales, antioxidantes y aminoácidos que se encuentran en la hoja. A diferencia del café, la cafeína del té matcha se absorbe muy lentamente, ofreciendo un impulso de energía duradera en lugar de un subidón de energía. La combinación de cafeína y de l-teanina, un aminoácido poco común, produce los efectos milagrosos del matcha como el aumento de concentración y atención. ¿El té matcha no es lo tuyo? ¿Por qué no pruebas una de nuestras recetas dulces de té matcha? ¿Qué te parece empezar con un pudin de semillas de chia y matcha o una granola de bayas y matcha?

Fideos shirataki

Si te encanta almorzar comida asiática, pero odias esa sensación de fatiga que viene después, entonces es hora de que pruebes los fideos shirataki. Están hechos de glucomanano, una fibra que proviene de la raíz de la planta konjac que crece en Japón. Esta alternativa a los fideos de bajo contenido en hidratos de carbono está compuesta de un 97% de agua. Esto significa que puedes disfrutar de tu plato favorito de fideos, sin necesidad de echarte una siesta después de comer.

Col rizada

Pregunta a cualquier nutricionista y te dirá que la col rizada es la reina de las verduras. Es una de las fuentes nutricionales más ricas que hay, y tiene un alto contenido en vitaminas y minerales esenciales de los que depende el cerebro. Es interesante saber que la col rizada es una fuente de hierro vegetal, un nutriente indispensable (especialmente para vegetarianos y veganos) en el transporte de oxígeno a los tejidos y a las células del cuerpo. Los niveles bajos de hierro en el cuerpo pueden provocar agotamiento y sensación de cansancio. Nuestro consejo: para aumentar la absorción del hierro no hemo de la col rizada, tienes que combinarlo con una fuente de vitamina C, por ejemplo, un zumo de limón. Nuestra receta de pesto de col rizada y limón es una manera deliciosa de combinar los dos alimentos, o ¿por qué no empezar el día con energía con un smoothie energizante de manzana y col rizada?