Trampas en la alimentación: En cuáles no debes caer

Header1

Ya sea porque queremos recuperarnos de los excesos navideños, o porque es uno de nuestros propósitos de Año Nuevo, en enero todo el mundo quiere comer sano. Por ese motivo, el mercado explota con comida “sana y dietética”, que promete ayudarte a perder esos kilos no deseados y ponerte en forma en este año que empieza. Pero ten cuidado. Algunos no son lo que dicen ser. Aquí tienes las 3 trampas de nutrición en las que probablemente caerás este año.

"Orgánico"

¿Te mueres por un dulce? Entonces sabrás lo que significa tener que renunciar a un postre. Pero todos sabemos que lo dulce suele estar “prohibido”. A no ser que sea orgánico, ¿verdad? Por desgracia, esto no suele ser cierto. La caña de azúcar sin refinar suele sustituir al azúcar normal para que tu antojo de dulce pueda llamarse “orgánico”. Lo que pasa es que es casi exactamente lo mismo que el azúcar normal. Comprueba siempre la lista de ingredientes. Por muy “saludable” que parezca el envase, si hay azúcar en la lista, probablemente no sea bueno para ti. Pero no te preocupes: puedes saciar tus ganas de dulce sin azúcar.

Nuestro consejo: usa dátiles, coco o canela para endulzar tus postres. ¿Necesitas ideas? Visita el Blog de Freeletics para descubrir recetas dulces sanas y algo de inspiración.

"Sin grasa" o "light"

Si quieres perder peso, está claro que “sin grasa” es tu elección obvia. El problema es que los productos sin grasa suelen carecer de sabor. Por ese motivo, los fabricantes tienden a añadir otros ingredientes, como azúcar, harina y espesadores. Estos aditivos no solo añaden las calorías que estabas intentando evitar, sino que, además, suelen ser peor para tu salud que la opción “light”.

Nuestro consejo: elige grasas saludables en vez de productos completamente sin grasa.

"Vegano"

Muchos se deciden por una dieta vegana debido a motivos éticos y medioambientales. Pero cada vez se está haciendo más popular como método para mejorar la salud. No nos malinterpretes: el veganismo aporta muchos beneficios a la salud. Sin embargo, que algo sea vegano no significa automáticamente que sea saludable. En el mercado hay muchas comidas veganas procesadas, altas en azúcar o siropes de fructosa y con todo tipo de ingredientes artificiales que pueden resultarnos perjudiciales a la larga.

Nuestro consejo: si quieres hacerte vegano, investiga primero. Descubre la historia del veganismo y qué alimentos frescos son los mejores para preparar tus propios platos. Intenta siempre evitar alimentos veganos procesados, como el tocino vegano.

No hay soluciones rápidas para una alimentación saludable. Una dieta sana se basa en comer siempre los alimentos adecuados y de la forma adecuada.