Consigue tu Coach

Por qué una técnica correcta es importante para ganar musculatura

Form head cut

Tanto si realizas ejercicios de peso corporal o entrenamiento con pesas, nunca nos cansaremos de insistir en lo importante que es realizar la técnica correcta. ¡Y por una buena razón! Porque centrarse en la técnica previene lesiones, pero ¿sabías que una buena técnica también permite ganar musculatura de manera más efectiva? El experto en entrenamiento Christian Soetebier explica por qué.

Embedded content: https://www.youtube.com/watch?v=iC_V0ni0NNY&=&feature=youtu.be

¿Qué es la técnica correcta?

Antes de profundizar en por qué una técnica correcta es importante para ganar musculatura, deberíamos tener en cuenta lo que significa realmente la "técnica correcta".

En primer lugar, no existe una definición general. El concepto de "técnica correcta" varía enormemente entre diferentes corrientes de pensamiento entre entrenadores y atletas. Sin embargo, existen algunos puntos claves en común:

  1. Reducir al mínimo el riesgo de lesiones
  2. Utilizar las partes del cuerpo correctas

Para reducir el riesgo de lesiones, es necesario controlar los movimientos. Deberías ser capaz de mantener las articulaciones perfectamente alineadas en todo momento. Cuando pierdes el control de una articulación, aumentas de forma significativa el riesgo de sufrir una lesión. Mantener una buena mecánica corporal permite a los músculos funcionar de manera óptima.

Prevención de lesiones: no se puede ganar musculatura en el hospital

¡Nadie quiere lesionarse! Pero cuando damos el máximo para realizar la última repetición, a veces corremos riesgos innecesarios. Esto sucede porque a menudo nos centramos más en el resultado que en el proceso, utilizando músculos que no están suficientemente entrenados y llevamos a cabo una técnica arriesgada para completar una serie.

En el peor de los casos, esto puede hacer que suframos lesiones que son no solamente dolorosas, sino que pueden también obligarnos a dejar de entrenar durante un largo periodo de tiempo.

La tensión adecuada en las fibras adecuadas

Cuando cambiamos las funciones de los músculos durante una serie, efectivamente dejamos de entrenar el músculo que queríamos entrenar en primer lugar. Solo estimulamos el crecimiento en las fibras musculares que experimentan la cantidad adecuada de tensión. Por lo tanto, al descuidar nuestra técnica, reducimos el crecimiento de los músculos trabajados.

Las funciones de los músculos: agonista, sinergista y antagonista

¿Cómo funciona esto en la práctica? Pues bien, cuando hablamos del trabajo de los músculos durante el movimiento, debemos tener en cuenta algunas funciones de los músculos cuando estos se mueven. Tomemos el ejemplo del ejercicio Push Press:

Si aplicamos la técnica correcta, mantenemos el cuerpo en línea recta contrayendo los abdominales. Esto permite que los trapecios superiores y los tríceps muevan el peso sobre la cabeza; estos músculos trabajan y se llaman músculos agonistas. Los pectorales apoyan a este movimiento, por lo que trabajan como sinergistas, permitiendo pero no conduciendo el movimiento. Los músculos en la parte superior de la columna se relajan, ya que obstaculizan el movimiento encima de la cabeza, por lo que estos son los músculos antagonistas en el Push Press.

Cuando perdemos la alineación al inclinarnos hacia atrás durante este movimiento, empezamos a utilizar los músculos incorrectos. En el caso del ejercicio Push Press, esta postura utilizará los pectorales para mover el peso sobre la cabeza, haciéndolos agonistas en vez de sinergistas. Por consiguiente, trabajamos menos de lo que deberíamos los trapecios y los tríceps. Al mismo tiempo, la columna lumbar se comprime, exponiendo las lumbares y haciendo que puedan sufrir una lesión.

Recapitulemos:

Centrarse en una buena técnica te ofrece dos ventajas clave:

  1. Evita que no puedas entrenar debido a las lesiones
  2. Mantiene la tensión en los músculos que quieres desarrollar Por supuesto, una buena técnica también depende de los objetivos del ejercicio y de la anatomía personal, pero si sigues los puntos claves podrás seguir entrenando de forma eficiente y efectiva.

Inicia tu Training Journey