Consigue tu Coach

¿Podría ser la mejor variante del Plank?

Ultimate Plank Header

¿Quieres desafiar al tronco, la espalda y las piernas al mismo tiempo? No hay nada como un Plank. No queremos alterar ninguna fórmula perfecta de un ejercicio para cuerpo entero, pero después de un tiempo, puede que empieces a pensar que es hora de añadir un poco de sabor a la fórmula. Aquí está la guía del experto en entrenamiento, John-Francis Kennedy, que contiene la mejor variante de Plank que desearías haber conocido antes.

Lo mismo... pero de manera distinta

En cuanto hayas dominado el Plank básico, puede que sea el momento de pasar a una versión superior: el Plank "RKC". Aunque parece similar al Plank básico, el Plank RKC ofrece una sensación totalmente diferente y exige una fuerza máxima abdominal en tan solo 10 segundos. Realizar esta variante con regularidad hará que te acostumbres a que te arda el tronco y te tiemblen los músculos. Confía en nosotros.

El Plank RKC lo ha desarrollado Pavel Tsatsouline, fundador del Russian Kettlebell Club, con la finalidad de crear un Plank más efectivo y ahorrar tiempo en el gimnasio. Esta variante de Plank desafía tu fuerza a otro nivel, ya que exige la contracción de cada musculo de tu cuerpo. Es distinto al Plank básico, porque debes aplicar de forma activa una intensidad máxima en el cuerpo: cuánto más das, más recibes.

¿Cómo realizar el Plank RKC?

Comienza con un Plank básico. Enseguida, contrae cada musculo de tu cuerpo. Mientras mantienes la posición de Plank, sigue esta lista para sacar el máximo provecho de este ejercicio.

  1. Empuña las manos.
  2. Contrae los cuádriceps tan fuerte como puedas.
  3. Aprieta los glúteos y junta los talones con fuerza.
  4. Después, inclina la pelvis como si llevaras los glúteos hacia el estómago.
  5. Presiona los talones hacia atrás y levanta los dedos de los pies.

Lo más importante: no te muevas. Contrae los músculos sin mover el cuerpo. Mantén una intensidad máxima y aguanta en la posición de Plank durante 10 segundos. Inmediatamente los músculos comenzarán a temblar y a arder. Si no es así, inténtalo de nuevo y esta vez contrae los músculos aún más fuerte.

Para avanzar en el Plank RKC, contrae más músculos y aprieta todavía más fuerte. El objetivo no es aguantar más tiempo, sino realizar el Plank con mayor intensidad. A medida que te acostumbres a este ejercicio, añade más series de Planks de 10 segundos.

Resumamos:

Cualquier tipo de Plank puede convertirse en un Plank RKC y el nivel de dificultad puede ajustarse de forma constante: realmente cuánto más das, más recibes. Así que, ¿por qué no intentas esta variante y aumentas el nivel de tu entrenamiento de fuerza en el tronco?

Inicia tu Training Journey